close
_DSC8135

El estudio de la percepción visual es clave para comprender la visión artificial. En la sesión de ExperimentAI del miércoles 6 de febrero en el Library Living Lab, descubrimos su importancia y pudimos comprobar como nuestro cerebro nos engaña delante de ciertos estímulos visuales, de la mano de los investigadores del NeuroComputation and Biological Vision Team (NeuroBIT) del Centro de Visión por Computador.

ExperimentAI es un proyecto organizado por el Centro de Visión por Computador y financiado por FECYT – Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, que se celebra todos los miércoles des del 07/11/18 hasta el 20/03/19 en el Library Living Lab de la Biblioteca Miquel Batllori de Volpelleres. Esta iniciativa tiene la intención de acercar, siempre de una forma lúdica y didáctica, la ciencia a un público amplio y no especializado para que puedan conocer de primera mano la investigación que se está gestando en las universidades y conversar de forma directa con los investigadores que la están llevando a cabo.

En la sesión del 6 de febrero, pensada para el público general, tanto adultos como niños pudieron conocer con lujo de detalles la investigación llevada a cabo por el grupo NeuroBIT en el Centro de Visión por Computador. Para que la sesión fuera más fluida e interactiva, los participantes se dividieron en grupos más reducidos para poder ir rotando por las diferentes explicaciones y talleres que fueron planteados.  

Centrándonos en el itinerario de los adultos, en primer lugar, empezaron la sesión con una presentación muy didáctica sobre la percepción visual por el Dr. Xavier Otazu, con la explicación de conceptos como visual saliency, visual discomfort o chromatic and brightness induction, seguramente muy desconocidos hasta el momento por los participantes, pero de relevante importancia en la investigación de la visión por computador.

Estos conceptos pudieron verse, a continuación, aplicados en distintos ejemplos plasmados en los paneles gráficos que explicó el Dr. Alejandro Párraga. Seguramente todo el mundo recuerda el vestido que se volvió viral en 2015 por dividir las redes sociales entre aquellos que lo veían de color azul y negro y los que lo apreciaban blanco y dorado. Pues bien, este fenómeno tiene una explicación de percepción visual y fue expuesta por el Dr. Párraga, juntamente con otras ilusiones ópticas como el Efecto Acuarela, en el que un área blanca adquiere un tinte pálido del color que la rodea; el Tilt Effect – o efecto de inclinación – mediante el que líneas que son totalmente rectas y paralelas parece que estén curvadas por la disposición de los cuadros y por el contraste de blanco y negro; o el Color Induction – o inducción al color – con el que vemos como un mismo color se percibe de distintas maneras según los elementos que tiene a su alrededor.

Los usuarios quedaron incrédulos al ver cómo respondía su cerebro respondía de forma errónea delante de todos estos experimentos ópticos y quedaron totalmente sorprendidos al descubrir las explicaciones científicas del Dr. Párraga, que les daban un sentido lógico a estos experimentos.

En esta sesión también descubrimos el Eye Tracking, una tecnología que extrae información del usuario a partir del análisis de sus movimientos oculares. El estudiante de doctorado David Berga, se encargó de explicar sus características a los participantes y proponer distintos experimentos para que pudieran entender cómo funciona esta tecnología y las posibilidades que abarca.

Esta sesión también despertó mucho la curiosidad de los más pequeños, que se lo pasaron en grande probando y descubriendo toda clase de ilusiones ópticas y participando en los distintos experimentos de la demostración del Eye Tracking. Las explicaciones a los niños las llevaron a cabo el estudiante de doctorado Xim Cerdà-Company y la estudiante de Máster en Visión por Computador Nilai Sallent, que supieron adaptar a la perfección las explicaciones técnicas al vocabulario y a las capacidades de los infantes. Además, los niños también pudieron realizar dos test muy conocidos en el diagnóstico de daltonismo: el test Ishihara, que consiste en detectar qué número aparece en un fondo lleno de pequeñas esferas de colores; y el test Farnsworth, que consiste en ordenar una serie de fichas de color formando una transición gradual.

Nuria Martínez

The author Nuria Martínez